Culpable: me gustan los Youth Hostels :)

Si…no se cuando sucedió, pero hace ya bastante que renuncié entre otros “lujos” al aislamiento que supone una habitación de hotel cuando vas de viaje o a comer el desayuno “standard” que ofrece cualquier hotel en la faz de la tierra en vez de levantarme metiéndome entre pecho y espalda un croissant en Paris, un brettzel…